Usted está aquí

Foro en el Capitolio examina las lecciones globales del rol de liderazgo de Martin Luther King Jr.

 

Parlamentario de Uganda, Peter Emmanuel Eriaku habla en un foro en el Capitolio de EEUU

Examinando el modelo de liderazgo internacional del Dr. Martin Luther King Jr., el Parlamentario de Uganda,

Peter Emmanuel Eriaku preguntó a los líderes jóvenes en el foro del Capitolio de EEUU: "¿El Dr. King era un defensor de los derechos humanos o un profeta? ¿Él estaba hablando solo sobre Estados Unidos o sobre la raza humana? 

El Sr. Eriaku estuvo dirigiéndose al foro de la Asamblea Internacional de Líderes Jóvenes "El Rol de los Líderes Jóvenes para Lograr el Sueño del Dr. King Globalmente." Un día antes del Quincuagésimo aniversario del Discurso "Yo tengo un Sueño" del Dr. King en el Monumento de Lincoln, el parlamentario de Uganda preguntó: ¿Cuántos han leído el discurso del Dr. King? "Antes de pensar en contribuir a su visión globalmente es importante que leamos y entendamos el discurso," dijo él.

El Dr. King dijo que la Proclamación de la Emancipación era un faro de luz para los esclavos Negros. Y me pregunto, ¿Qué es un Negro? Es solo un hombre moreno en EEUU, o en África? O ¿Es cualquier persona en el mundo que vive bajo opresión? ¿Quién es el esclavo? ¿Es solo el hombre moreno que trabaja en una plantación de azúcar, o cualquiera que sufre de opresión?" 

Desde arriba: Amy Lazarus, Directora Ejecutiva del Instituto
Internacional para el Diálogo Sostenible; John W. Franklin,
Supervisor General de la Oficina de Relaciones Exteriores del
Museo de Historia Afro-Americana y Cultura; y Jason Washington,
un Ex-Representante de Liderazgo de Desarrollo para la Casa
Blanca en el Foro del Capitolio. 

Haciendo una paráfrasis del Dr. King, el Sr. Eriaku dijo: "En el proceso de obtener nuestra paz justificada, debemos ser inocentes de actos erróneos. Contrarrestar la fuerza física con la fuerza del alma."

 El foro del Capitolio fue una parte de la Asamblea Internacional de Líderes Jóvenes, con programas en Nueva York, Filadelfia, y Washington D.C., y fue coorganizado por el Instituto Internacional de Diálogo Sostenible. 

Otros panelista dieron una mirada a su experiencia personal para la perspectiva del legado del Dr. King. "Yo marché en Wilson, Carolina del Norte, cuando estaba en décimo grado," recordó Alan Inman, Presidente de la Fundación Paz Global EEUU. Reflexionando sobre el ejemplo del Dr. King, el Sr. Inman dijo a los participantes jóvenes que hay una diferencia entre ser un administrador y un líder–"buenos administradores hacen correctamente las cosas; los líderes hacen las cosas correctas."

Citando al Dr. King, el Sr. Inman dijo: "El arco del universo de la moral es largo, pero este se dobla hacia la justicia." El cambio debe ser defendido, comentó él. "Las cosas buenas no ocurrirán a menos que las hagan ocurrir."

La panelista Amy Lazarus, Directora Ejecutiva del Instituto Internacional de Diálogo Sostenible habló sobre el rol de Rosa Parks a los participantes internacionales. "Rosa Parks era una mujer muy callada, tímida, pero con una gran fortaleza" dijo ella. "Ella fue capaz de lanzar el boycott en el bus porque ella estaba aliada al Dr. King, ellos fueron capaces de aliarse para avanzar el cambio en EEUU." ¿Quiénes son sus aliados improbables? Preguntó ella.  

La Sra. Lazarus adhirió que el coraje es una faceta esencial del cambio social y, citando a la poeta Maya Angelou, dijo: "Coraje es un músculo que toma tiempo para desarrollar." Trabajar con los demás en una causa común es un medio para construir el coraje necesitado para el cambio," dijo ella.

John W. Franklin, Administrador General de la Oficina de Relaciones Exteriores, del Museo Nacional de Historia Americana y Cultura, discutieron los roles significativos de los museos para comenzar las conversaciones entre generaciones. Él describió la realidad de la segregación que él recordó cuando era joven en Washington y el valor de traer el pasado a la vida para la generación presente. 

"Para aquellos que trabajamos en el Museo del mundo el desafío es como hacer que el siglo XX se vuelva realidad para las personas que no nacieron en él," dijo él. Él describió un acercamiento en el cual los adultos que crecieron antes del hito de la regla de la integración de la Junta de Educación de Brown (1954) en la que se pidió hablar acerca de su vida y experiencia. Entonces se le pidió a la juventud hablar para la generación mayor sobre su experiencia. 

"A través de esos tipos de conversaciones [entre generaciones] creo que nos acercamos,"  dijo él. "Ustedes son de diferentes naciones. Los aliento a que hablen los unos a los otros, aprendan los unos de los otros y continúen haciéndolo cuando regresen. Al hacer esto ustedes pueden tomar las lecciones del movimiento de los derechos civiles de los EEUU inspirados en muchos movimientos para los derechos humanos del mundo."

Participantes en la Asamblea Internacional de Líderes Jóvenes en un foro en el Capitolio.

Jason Washington, un representante de Desarrollo de Liderazgo para la Casa Blanca, 

describió algunos de los desafíos en su vida temprana. Él tenía un impedimento del habla cuando era niño y no podía hablar más de unas pocas oraciones, dijo él. En la Universidad él fue identificado como "en riesgo," pero con la ayuda de los demás él se graduó con honores de la Universidad Morehouse. "Entendiendo que yo tenía más para dar me convertí en un profesor y como apasionado por la educación ayudé a fundar una escuela independiente en la ciudad de Nueva York."

Comparando su experiencia a la del movimiento de los derechos civiles él dijo que hubieron muchas oportunidades para frustrarse y dase por vencido. "Deben permanecer balanceados y enfocados en como están haciendo las cosas que están haciendo," señaló. A través de esas dificultades se pueden desarrollar mayores ideas y se pueden realizar más cambios significativos.

La Asamblea Internacional de Líderes Jóvenes también organizó un foro sobre las relaciones entre EEUU y China en el mismo día que trajo las presentaciones entusiastas de los participantes de EEUU y de China. Los disertantes hicieron un llamado al respeto mutuo y a los esfuerzos comunes  entre las dos naciones para abordar el conflicto y el subdesarrollo en el mundo. Las diferencias rígidas en la experiencia histórica pueden ser una fuente de progreso y paz cuando se trascienden a través del reconocimiento de los valores y la experiencia que son compartidos entre todos los pueblos, afirmaron los participantes. 

Los participantes de IYLA platicaron sobre las relaciones entre EEUU y China en un foro en el Capitolio